share box

jueves, 30 de octubre de 2014

Alma Perdida

Se sentía sin rumbo, caminaba sin saber a donde iba. Sentía un frío anormal mezclado con un sentimiento de culpa, pero sin saber por qué. Quería decir algo pero sus labios no respondían, su corazón ya estaba acostumbrado a callar lo que sentía.

Empezó a recordar aquellas cosas que no quería: sus errores, los amigos para los que nunca tuvo tiempo, ya que el trabajo le absorbía. Aquellas personas a las que quiso acercarse y conocer mejor pero que por sus mentiras había visto alejarse.

Su familia también la recordó, se dio cuenta de que siempre se dejo llevar por aquellas cosas que le parecían más emocionantes y que nunca estuvo allí para ellos. Entonces pensó en todas las advertencias que le habían hecho, nunca escuchó.

Recordó su único amor, la única persona que una vez realmente amó, pero su orgullo fue más fuerte, de el se valió para pisotear aquello que pudo ser hermoso, error tras error construyó barrotes imaginarios y aprisionó todos los buenos sentimientos. Su corazón quedo solo rodeado de rencores y odio, sólo quedo oscuridad.

 Siguió caminando y veía a sus amigos, sus familiares, que uno a uno le pasaban por el frente. Todos le miraban y una vez más intento hablar, quería pedirles perdón, decirles que los quería. Pero no le escuchaban. Fue entonces cuando sintió piedad de todos aquellos a quienes hizo daño.

Era como si fuera otra persona. Sentía que algo estaba cambiando. Decidió estar con todos los que le querían, olvidar todos los rencores que abrigaban su corazón.

Se dio cuenta de todo lo que había perdido con la forma de vivir que siempre tuvo.

Pero de repente toda esa luz se volvió oscuridad, otra vez estaba totalmente en soledad.

Y entonces cayó en cuenta de que también había perdido su cuerpo. Ya no había tiempo para otra oportunidad, ya el alma estaba perdida...


1 comentario:

  1. BELLISIMO CUANTAS PERSONA ANDAN COMO EL CON EL ALMA PERDIDA QUE POEMA MAS HERMOSO

    ResponderEliminar